Ir al contenido principal

Danzas de Geometría Sagrada

“Cuerpo-Corazón que late cada pensamiento.
Templo Sagrado de nuestro Espíritu.
De la quietud y el movimiento surge la vida,
Danza tu sabiduría ancestral…”

El significado de Danzar:
Danzar es meditar en movimiento. Exige concentración, armonía y equilibrio.
La danza es esencia y trascendencia. Cada gesto o mudra representa una postura, una emoción, un pensamiento, una acción que trasciende el cuerpo para dar lugar al Alma.
Da forma a símbolos y expresiones. Es una expresión externa de una revelación interna en nuestros corazones.
Es vehículo para la Presencia de lo divino.
Cada gesto realizado en cuerpo, emoción y pensamiento está destinado a despertar la chispa divina escondida en nuestro interior.
Abre espacios de auto-conocimiento, de contacto con las emociones y con lo trascendente. Pero también nos conecta con los otros y con lo que nos rodea, gestando una interrelación que potencia la idea de Unidad, de reconexión, de encuentro, de grupo, de fortaleza y de red.
Un poco de historia:
El origen de las danzas se remonta a los confines del tiempo. Pueden encontrarse vestigios de danzas en todas las culturas y religiones. Hay ejemplos en la India, Egipto, el pueblo Hebreo, Grecia, Roma y aún también en libros Sagrados como la Biblia.
Desde épocas lejanas, danzar significó reconectarse con la Divinidad y representar los ciclos de la Naturaleza y de la Creación. La Vida misma.
Danzar representaba la alegría y la adoración a través del cuerpo en movimiento. Revelación y respuesta. Amor, alabanza, acción de gracias y misterio. Movimiento litúrgico y Oración.
“Fritzof Capra en su artículo sobre la danza de Shiva y, más tarde, en su libro El Tao de la Física, hace una relación entre Nataraj (danza de Shiva) y la física moderna. Él dice que cada partícula subatómica no sólo realiza una danza de la energía, sino que también es una danza de energía, un proceso pulsante de creación y destrucción... sin final ...La danza de Shiva en la mitología Hindú, es una danza continua de creación y destrucción, participación de todo el cosmos; la base de toda existencia y de todos los fenómenos naturales. Puede compararse entonces con la danza de la materia subatómica.”
Beneficios terapéuticos de la danza
Todo es vibración. Y cada pensamiento, sentimiento, palabra, gesto y acción, generan un patrón geométrico vibratorio que atrae lo similar. 
Nuestra Conciencia es la simiente de aquello que se manifestará. Se refleja en nuestro cuerpo físico y en nuestras vidas personales, así como el agua adopta el patrón vibracional de la materia con la cual toma contacto.
Al danzar, a través de la forma, el sonido, el ritmo, las posturas y los mantras, estamos ampliando conciencia en contacto con lo Sagrado que habita en nuestro Interior, teniendo la posibilidad de imprimir sanación en cada uno de nuestros cuerpos. 
Cada danza permite conectarnos con una parte importante de nosotros mismos y sanar cualquier bloqueo existente. Danzar mejora la postura, la flexibilidad, la respiración, la circulación sanguínea, linfática, hormonal, energética, por nombrar algunos de sus beneficios. Esto estimula la salud de todos los órganos.
Cuando danzamos logramos un estado de perfecto equilibrio físico, emocional, mental y espiritual. Nuestro cuerpo se torna Templo de nuestro Espíritu, nos energetizamos y vibramos en una octava superior.
Despertamos, conectamos y expandimos nuestra Conciencia Superior, permitiendo que se activen nuestros dones y que el Cielo se manifieste en la Tierra.
Las Danzas se bailan en círculo porque es la representación del Uno manifestado. El punto como centro que se expande a sí mismo en muchos puntos. El Creador que realiza su Obra. Del círculo nace todo y al círculo vuelve. Al no tener aristas, el círculo permite la conciencia de unidad, igualdad y armonía. Genera un Espacio Sagrado en donde lo Divino de cada individualidad se une para multiplicarse concéntricamente, irradiando Luz al mundo. 
¿Qué son las Danzas de Geometría Sagrada ®?
Son Danzas circulares que he recibido en inspiración en el año 2002, que activan nuestra geometría divina a través de distintos mudras y mantras, conectándonos con lo sagrado que habita en nuestro interior.
Su base es la unificación de la sabiduría ancestral de todas las culturas.
Son terapéuticas porque, al ampliar nuestra Conciencia en contacto con la Divinidad, nos permiten desbloquear la energía en los distintos cuerpos, activando nuestro Curador Interno.
Despliegan la Geometría Sagrada porque todo es vibración, y cada pensamiento, sentimiento, palabra, gesto y acción, generan un patrón geométrico vibratorio que atrae lo similar.
Nuestra Consciencia es la simiente de aquello que se manifestará. Se refleja en nuestro cuerpo físico y en nuestras vidas personales, así como el agua adopta el patrón vibracional de la materia con la cual toma contacto. Al realizar distintas figuras geométricas a través de la forma, el sonido, el ritmo, las posturas o los mantras, estamos ampliando conciencia teniendo la posibilidad de imprimir sanación en cada uno de nuestros cuerpos.
Se bailan en círculo porque es la representación del Uno manifestado. El punto como centro que se expande hacia afuera. El Creador que realiza su Obra. Del círculo nace todo y al círculo vuelve. Al no tener aristas, el círculo permite la conciencia de unidad, igualdad y armonía. Genera un Espacio Sagrado en donde lo Divino de cada individualidad se une para multiplicarse concéntricamente, irradiando Luz al mundo.
Cuando danzamos despertamos, conectamos y expandimos nuestra Conciencia Superior, permitiendo que, a través de la activación y la Maestría de nuestros dones, el Cielo se manifiesta en la Tierra. Logramos un estado de perfecto equilibrio físico, emocional, mental y espiritual, nuestro cuerpo se torna Templo de nuestro Espíritu, nos energetizamos y vibramos en una octava superior. Cada danza permite conectarnos con una parte importante de nosotros mismos y sanar cualquier bloqueo que presente.
Algunas de las Danzas son: La Danza de la Rosa (despertar la consciencia Crística); La Danza del Guerrero de la Luz (recibimos nuestros dones y la Maestría para utilizarlos); El Instante de la Creación (la manifestación); La Danza de los Coros Angélicos (despertamos en nosotros la energía de los 9 Coros); Danzando las Flores de Bach (una manera distinta de impregnarnos con la energía de sanación de la flores); Danza de Integración y Pasaje (conectándonos con nuestros ancestros, nuestro legado estelar. Limpiando el karma. Activando nuestros dones), Danza de la Abundancia, etc.
¿Qué se necesita para poder participar?
Muchas ganas de disfrutar!!!! Y de celebrar!!!!! Y por supuesto, ropa cómoda. Por sus pasos sencillos no hace falta saber bailar. Pueden participar hombres, mujeres y niños. Todos.

María José Escudero
Danzas de Geometría Sagrada®

Entradas más populares de este blog

Palo santo

Las 26 “cerraduras energéticas” del Jin Shin Jyutsu

Jin Shin Jyutsu contiene 26 “cerraduras energéticas” localizadas sobre diferentes corrientes de energía a través de las cuales, la fuerza vital del cuerpo circula. Si uno o varios de estos circuitos son bloqueados, la corriente energética del área respectiva comienza a interrumpirse, causando finalmente un desequilibrio en toda la interacción energética del organismo. En consecuencia, la enfermedad aparece y comienza a manifestarse a través de sus diferentes síntomas. La mayoría de desequilibrios energéticos ocurren por varias causas: como la alimentación inadecuada, el estrés, problemas mentales y emocionales o influencias externas tales como la polución o accidentes. Al aplicar el Jin Shin Jyutsu inducimos armonía, se promueve la salud, el bienestar y la paz interna. Y al restablecer nuestra profunda fuerza rehabilitadora, estamos evocando la fuente original de la regeneración. El Jin Shin Jyutsu ayuda a bajar los niveles de estrés y promueve estados de profunda relajación, y por no e…

Características de las almas pleyadianas

Aquellas personas que tienen las Pléyades como lugar de origen álmico son sensibles, amorosas y amables. Poseen un profundo y perdurable deseo de paz y felicidad para todos. Si le preguntáramos a un alma pleyadiana “¿qué es lo que más deseas en esta vida?”, su respuesta probablemente sería “ser feliz”. Los pleyadianos tienen una energía suave y agradable que atrae a los demás. Ellos son emotivos y amorosos, pero tienden a reprimirse mucho debido a su deseo de complacer a los otros. Son muy sensibles y reaccionan rápidamente a las críticas. También tienden a sacrificar sus necesidades y deseos mientras intentan agradar a los demás. Esto puede causarles un resentimiento interior. En lugar de expresar resentimiento o ira abiertamente, las almas pleyadianas pueden usar un comportamiento pasivo-agresivo con la esperanza de que sus sentimientos sean reconocidos y tenidos en cuenta sin necesidad de discutir. Así que deben aprender a darse cuenta de que aquellos a quienes buscan agradar normal…